preloader
Desplazar al Inicio

¿Sabes cómo se popularizó la cerveza en España?


Cervecera de Canarias - diciembre 13, 2019


A pesar de lo que se podría suponer, la cerveza no era de las bebidas preferidas en España en la antigüedad, ya que la más apreciada y extendida era el vino. De hecho, su consumo entre las clases altas no comenzó a extenderse hasta el siglo XV, de la mano de un personaje clave para el país como fue Carlos I de España y V de Alemania.

Cuando en 1517 llegó a la península proveniente de Flandes, cuna de la cerveza, el monarca hizo importarla desde Malinas (Países Bajos) a Castilla, ya que era un gran aficionado al consumo de este ‘zumo de cebada’.

Años más tarde, hizo traer a la corte española sus propios maestros cerveceros, para que la elaborarán expresamente para él.

Tanta era su pasión por esta bebida que cuando abdicó en 1555 y se retiró al monasterio de Yuste, ordenó instalar allí una fábrica de cerveza gestionada por uno de aquellos maestros flamencos: Enrique Vander Duysen. La elaboraba con malta de cebada, trigo y avena, y Carlos I la consumía enfriada con nieve o puesta al sereno durante la noche, para acompañar esos banquetes que tanto le gustaban al emperador.

Los nobles de la época imitaron al monarca, y comenzaron a incorporar la cerveza en sus reuniones y banquetes, consiguiendo que poco a poco se fuera haciendo más popular en el día a día de la sociedad española. La costumbre de beberla se asentó entre las clases altas, y a medida que fueron pasando los años, fueron surgiendo fábricas en todo el país, hasta que a finales del siglo XIX se convirtiera en la bebida más popular entre todas las clases sociales.

Publicaciones relacionadas